Mentxuka's Blog











{febrero 16, 2012}   Febrero_16. A un clic de la vida y al borde de…

Queridísimas amigas:

Soy mujer. Y también sufro. Tengo la virtud (a veces torna en pecado) de sufrir más por otros que por mí. Lo siento, me hicieron así. Y la verdad es que se lo estaré eternamente agradecida a mis padres.

También tengo otro pequeño pecado-defecto, y es que no lloro. Me cuesta la vida… Ya me gustaría llorar un embalse entero con vosotras, por vosotras.

Queridísimas mías. Sois tres, pero una muestra real de que la maldición existe, de que el pecado es terrible, de que el ser humano, a veces, está mal hecho.

Una se esconde, la otra la obligamos a que lo haga y, una ultima, sale del armario, pero se vuelve a equivocar en sus elecciones.

Las mujeres tampoco somos perfectas, pero… En qué instante concreto del que las tres me habéis hablado no conseguisteis cambiar el chip? Dos de vosotras lo hicisteis por dos príncipes azules, la tercera por un príncipe verde y cerdo, como Shrek, pero en malo malísimo, como la bruja de Blancanieves.

No consigo llegar a entenderos. Tengo una cuarta cerca de mí con la que prefiero no entrar en detalles. Lo siento. Soy egoísta. Con vosotras ya tengo bastante.

Una de vosotras se acerca a mí sólo cuando tiene problemas, mi pitufina. 😉 Otra cuando los deja de tener. Y la última casi nunca, la peor parada, entiendo.

Queridas mujeres y amigas: Dos habéis llegado a tocar el verdadero infierno. La tercera sólo la i porque lo ha hecho repetidas veces… Contadme: cómo puedo evitar que mis queridos no caigan JAMAS en una historia similar?

Necesito sólo eso de vosotras. A ti, pequeña princesita, no te quiero volver a ver en la vida con ese ogro. Y quiero dejar de palpar tus huesos cuando te abrazo a la de YA.

“Es algo comùn a todas”, me contaban hoy. “Eso mismo lo pasé yo”.

Pero… (Ojiplática)

“Que sí, que no lo intentes entender que no tiene sentido”

Pero… (Más asustada todavía)

“Sí. En esas ONG viven de víctimas como nosotras porque reciben subvenciones es ese organismo”. “Y lo peor es que nos tratan como tales”.

Y cuándo? (…)

“Sí (con mirada penetrante, q me hace esquivarla). Una sale de eso cuando no se siente víctima, sino una verdadera mujer, cuando vuelve a elegir en su vida, cuando no necesita ni a un solo hombre”.

Gracias, querida. O… Para lo que quieras…

“Déjate de sandeces. No te quiero hacer más daño”.

A mí?

A vosotras, queridas mías. Os quiero mo-go-llón. Por ellas, para ellas.

Ante el maltrato, TOLERANCIA CERO. 

http://sociedad.elpais.com/sociedad/2012/01/03/actualidad/1325621787_375103.html

Anuncios


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

et cetera
A %d blogueros les gusta esto: